De reencuentros, cenas y empresarios emprendedores

Mira si estoy cansado/estresado que iba a contar otra vez lo de la visita a IKEA y el tiburón. Es que estoy muy contento con él.
Hoy he instalado el parquet. Ha venido PAPA a ayudarme, porque yo eso de cortar madera pues mira, no.
Hemos estado toda la tarde (por suerte yo, aunque salí, no tenía resaca) y aunque la cosa ha quedado más p'allá que p'acá (porque no hemos conseguido que encajen ni el 80% de los tablones -aunque algunes estén perfectamente juntitos) la verdad es que:
A) está mucho mejor que lo que había antes
y
B) la habitación ahora tiene un estilazo que pa' qué.

Ya ves tú. 100 eurazos (financiados por Luriruri, eso sí) y 3 para una bombilla y la habitación ha pasado de ser un puto zulo de mierda a uno de los lugares más cools que conozco.
A ver si nos ponemos a pintar el recibidor y el pasillo y le damos otro giro a la casa. Y si ya desmontamos el engendro del comedor, entonces ya ni te cuento.

Anoche tuvimos cena de reencuentro con todos los ex-compañeros de Dows.
No sé si alguna vez os he hablado de esa tienda. Cuando la abrieron el director, que era mi anterior jefe Fnac, me contrató para ser el vendedor con más responsabilidad de la planta de videojuegos.
Era una tienda moderna, orientada a un trato con el cliente exquisito, en la que decir que "no" estaba prohibido. La clave era tener los suficientes recursos a tu disposición para no negarle nada a un cliente, ofrecerle una alternativa que le resultara satisfactoria.
Además la planta de videojuegos era la más tranquila para trabajar (ni siquiera me encargaba de las devoluciones) y era, literalmente, una pasada: todas las consolas disponibles para jugar, tres pantallas de 42 pulgadas conectadas para que la gente jugara y para organizar torneos y una pantalla de unos 5 metros cuadrados que, además, estaba justo delante de una ventana del mismo tamaño en la que podías estar jugando y que se viera en la calle.

El potencial que tenía el proyecto era brutal. Y aunque era mala época para abrir una tienda porque eran los comienzos de la crisis, el optimismo se palpaba en el ambiente. Muchas ganas de marcar la diferencia y, sobretodo, un equipo de gente que (dominando más o menos el producto) tenían un trato con el público exquisito.
A mí eso era lo que más me gustaba. No sólo el hecho de que pasáramos dos semanas en formación (lo que ayudó a que, una vez abierta la tienda, ya fuéramos casi amigos) sino que todos teníamos ganas de tratar bien a la gente.
Ojo, en la zona en la que está situada la tienda o les tratas bien o mal vas. Casi tienes que llevarles en brazos.

Fijaos si nos llevábamos bien que, a pesar de haber estado tres años y medio trabajando en Fnac, estoy viviendo con dos de mis ex-compañeros de Dows, a los que hace más o menos un año que conozco.

Anyway, la tienda no funcionó. No porque no hiciéramos las cosas bien, sino porque a algún lumbreras se le ocurrió que era más importante presionarnos para que fuéramos amables con los clientes que entraban que atraer clientes. Y claro, puedes ser amable con las tres personas que vienen a chafardear la tienda pero si no quieren comprar entonces más no puedes hacer.
Y es que no les importaba gastarse la pasta en globitos con forma de corazón para San Valentín, en contratar mil empresas para que hicieran un escaparate, una decoración de no sé qué o una web que no funcionaba nunca. Pero no se gastaron ni un duro en publicidad. Lo poco que se hizo fue en La Vanguardia y en RAC1 y claro, si los inversores del proyecto son los del grupo Godó pues coño, la publicidad les salió más barata.
Ni buzoneo, ni autobuses, ni carteles por Barcelona, ni presencia en foros de internet... nada.

Nosotros (los que teníamos algo de experiencia y, sobretodo, los que veníamos de Fnac y sabíamos cómo estaba la cosa) nos matábamos a organizar torneos de videojuegos, cursos, formaciones, presentaciones... y publicitarlas en internet. Para encontrarnos luego con quejas y pegas de los de central.

¿Qué pasó? Que reestructuraron la empresa, echaron a la mitad de la cúpula directiva, cerraron la central (para ahorrarse el alquiler) y pusieron a un jefe de estos que tiran a barraca: un tío con pocos escrúpulos, muy borde y con pocas ganas de alegrarte el día. Pero, eso sí, un tío manejable que no presentara resistencia para frenar el chaparrón cuando al nuevo director general le daba por decir que, la culpa de todo, la teníamos los vendedores por no ser suficientemente Dows.

Pasó lo que tenía que pasar: el concepto Dows se fue a la mierda, la tienda dejó de ser una copia de una Apple Store para acabar siendo un Mediamarkt de color blanco y haya, el trato con el cliente se resintió (por meter a trabajadores con ese nuevo perfil: el de cajera del DIA) y a los que no nos echaron acabamos yéndonos por nuestro propio pie. ¿Por qué? Porque si hubiera querido seguir puteado me habría quedado en la FNAC.

Anyway, si algo bueno salió de toda esta historia fue un buen rollo entre compañeros que va mucho más allá del trabajo. Y, por eso, organizamos una cena en la que volver a vernos todos y comentar cómo nos iba la vida. Pero sobretodo lo que queríamos era eso: vernos.
Hablar hablamos poco, porque 28 personas no se juntan de golpe para mantener una conversación y todos se enteran de todo. Fue un poco caos, aunque nos reímos un montón. Algunos aún siguen trabajando en la tienda y otros hace poquísimo que salieron. Pero me alegró mucho verles a todos y, aunque suene egoísta (cosa que me la suda, por algo éste es MI blog) me alegró saber que mucha gente me echaba de menos.

Tras la cena no hubo forma de ponerse de acuerdo en el sitio a donde ir y como nosotros somos como somos y además yo había quedado con Xusaka y Maicousin, nos fuimos a Arena.

Me supo mal no poder pasar más rato con ellos, pero en estas noches ya se sabe que poco vas a hablar. La cosa es que la relación siga ahí. Luego ya cada uno la va manteniendo con quien le interesa o con quien le es más afín.

Ahora me voy a ir a dormir, que estoy destrozado.

Ah, la noche en Arena fue un poco asíN porque no bebí casi nada (no tenía dinero). El primo de Maicousin está muy bueno, eso sí. Ya le tengo en Facebook y he chafardeado sus fotos pero nada.
Y me fui bastante pronto (después de bailar Bad Romance). Me reí mucho con la Yiyi y los sutiles gags de APM que me iba soltando mientras bailaban las Diva's. Y por lo visto estaban por ahí Rafa y Elías de OT. Menos mal que me fui antes de verles.
Lo malo del viaje de vuelta es que tuve que hacer un invento entre caminar y Bicing por no tener suelto para el bus. #quévidamástriste
Que dirían en Twitter.

El punto negativo del nuevo parquet: que no tenía herramientas para rebajar la puerta y no puedo cerrarla. La tengo fuera de las bisagras y lo único que puedo hacer es apoyarla en el marco. Bieeeeeeeeen.

Three Words

Hoy es día de música. MusicFriday. Aunque creo que en Twitter era el MusicMonday pero me la suda PORQUE ESTO NO ES TWITTER.

Así que os dejo el nuevo videoclip de Three Words de Cheryl Cole.

Lo bueno del videoclip: el juego de la pantalla partida y lo bien llevado que está. Que aunque la canción no sea especialmente visual han sabido sacarle algo de juego aunque por el ritmo tal vez un montaje más arriesgado le habría quedado bien.

Lo malo del videoclip: la influencia de Bad Romance (sobretodo en los estilismos y en querer salir con un traje diferente cada vez). La incapacidad de Cheryl para bailar algo más allá del Untouchable con la maneta. Will.I.Am será un gran compositor pero cantar canta poco y tiene la misma presencia escénica que un solomillo de ternera.

ElecTrueBlood: The Session

Porque ya hace una semanita que pinché la sesión y así, además, la podéis disfrutar este fin de semana.

Sin retoques, sin ediciones y sin nada de nada: tal cual sonó en el 2046.



Parte 1
Parte 2

(Que son 3 horas y media, coñe)

The Bitch is Back

Bueno, no more Madrid. Se acabó ya. No hay nada más que contar. Podría hacer un epílogo y explicar lo que pasó en el piso al llegar. Podría hacer un epílogo diferente y explicar cosas que he pensado y tal y cual.

Porque mira, MAN (que es un chico muy majo del que me puedo enamorar en cualquier momento ¡¡¡!!!) me recomendó (vía comment) antes de ir que tuviera muchas conversaciones de esas que te cambian la vida aunque sólo sea un rato.
Y mira, las tuve. Tal vez no hablaba de mí (o sí), y tal vez tampoco eran nada realmente del otro mundo; pero las hubo.

Y me he vuelto a Barcelona cargado de optimismo, de ganas de hacer cosas y, sobretodo, de una buena dosis de amor propio (que buena falta me hacía últimamente). A ver si así dejo de quejarme por todo y TonyT para de decir por aquellas tierras que soy una planyidera.

Eso sí, por más buen rollo que tenga ahora mismo encima y muchas ganas de hacer cosas que me invadan, no voy a hacer como mi amigo Josema (ex-compañero de curro, by the way) que en vista del poco futuro que se le plantea ahora mismo aquí ha decidido hacer la maleta, capitalizar ahorros y largarse a vivir a Australia una temporada y, de pasó, aprender inglés y tratar de encontrar la clave que expliqué qué pasó para que Dannii acabara como ha acabado.
Se me hace raro pensar en Josema viviendo bocabajo. Anyway, el otro día vino a comer a casa para despedirse y a ritmo de Goldfrapp (que, por cierto, Tidusin ha publicado un Popstitutes! buenísimo sobre LA Goldfrapp) comentamos lo que más mal rollo le da, le dijimos lo mucho que le envidiamos y luego le creamos un blog para que vaya explicando todo lo que vaya haciendo por allí.
De hecho en unas pocas horas coge ya el avión. Debe estar muriéndose de los nervios.

Josema, me dijiste que leías el blog de vez en cuando (y me tiraste unas cuantas flores, que me animaron, no te voy a engañar) y espero que leas esto. Ya te lo dije en su momento, pero espero que todo te vaya de lujo, que la experiencia te enriquezca muchísimo y que vuelvas convertido en todo un surfero australiano (y si ves a alguna Minogue por ahí, pídele un autógrafo!!).

Comida con amigos. Guay. La otra cosa que demuestra que estoy de vuelta en todo mi esplendor ha sido la visita a IKEA de hoy. Luriruri, aprovechando la indemnización que ha recibido por el despido, se ha decidido a renovar su habitación (que buena falta le hacía). A mí, de paso, me ha dejado la pasta para comprarme el parquet que quiero instalar en la mía y que no me sale muy caro pero ahora mismo mi economía se tambalea como las tetas de Alaska en Muchachada Nui.

¿Cuándo pondré el parquet? Ni idea. ¿Cómo? Menos idea aún. Pero ahí está, esperando 48 horas a que coja la temperatura ambiente para que luego no se dilate y acabe... pues eso, dilatado.

Parquet blanco. Cutre. Pero blanco. Una maravilla. Sucio. Pero una maravilla.

Además del parquet me he comprado un peluche. Un tiburón. Que se junta con el bulldog que ya tenía. No sé por qué me ha dado esto con los peluches. Nunca me han gustado. Pero desde que voy a la sección infantil de IKEA me apetece horrores tenerlos todos y llenar la casa de animales. De hecho propuse que en el sofá del salón, en vez de cojines, tuviéramos peluches.

Estoy fatal.

Ah, necesito echar un polvo con algún tío bueno que me deje sin sentido. ¿Voluntarios?

Madrid y se acabó

A ver si termino ya de una puta vez, que están empezando a pasarme cosas en Barcelona que tengo que explicar.

El domingo me levanté a eso de las cuatro... o las cinco. Yo qué sé. Lo que sí sé es que en el momento en que pensé en la noche anterior me vi metido en un berenjenal, pensando en que en cuanto llegara a BCN iba a tener que quedar con él y a ver cómo le explicaba yo algo que, seguramente, él ya sabía y es que a pesar de que no es mi tipo en ese momento me dejé llevar y disfruté (y habría disfrutado más si hubiera habido sitio donde hacerlo).

Entonces me di cuenta de que, en realidad, desde el primer momento lo había planeado todo. De hecho me confesó, mientras comíamos churros, que fue él el que le dijo a Antonia que fuera a buscarme porque era un delito que "un chico tan guapo" como yo fuera solo por ahí.
Curiosamente yo, que soy torpe por naturaleza para estas cosas, no me di cuenta de todo lo que había ido tramando. Ni siquiera caí en lo del cuarto oscuro del STRONG, una excusa para meterme mano, trampa en la que no caí (porque él no me empujó, la verdad).

Anyway, la historia con "Joan" queda en suspenso hasta que nos encontremos por BCN o nos llamemos o yo qué sé. Yo siempre soy de sacarle cosas buenas a las cosas y, sinceramente, es difícil sacarle algo malo a lo que pasó; sobretodo porque, sea mi tipo o no, el tío tenía carisma, morbo y conversación.

Me di una ducha y me vestí y me fui a buscar a TonyT y JL a la plaza del Dos de Mayo, que ellos estaban en casa de DiYai dándole los regalos de cumpleaños (de Agosto) a su novio. Novio que, por cierto, aprovechó todo su encanto nórdico para presentarse disfrazado de Eric en la ElecTrueBlood Party y dejarnos a todos babeando.

Querían llevarme al local de un amigo, pero estaba cerrado. Así que comenzamos a dar una vuelta y acabamos en el Sierra tomando un Vermut. Había bastante gente, según me explicaba Tony, y eso que ahora parece que está de moda que a esas horas del domingo esté todo el mundo en La Latina.
Al poco rato se nos unió ChicoToxico, que estaba tomando algo con unos amigos por allí cerca. Después de un par o tres de vermuts yo reclamé mi cena, porque no había comido nada y empezar de buena "mañana" (entiéndase "mañana" como "recién levantado", porque eran como las ocho de la tarde) con tres vermuts pues me estaba dejando un tanto perjudicado.
Así que nos acercamos a un Vita Bella y me comí un plato de pasta que casi me muero de lo buena que estaba.

Caminamos un poco por Chueca decidiendo dónde entrar y hablando sobre las diferencias Barcelona/Madrid. Todos me prometieron una visita a Barcelona y, por supuesto, a Arena; yo, a cambio, prometí presentarles a las Diva's Doll Domination (aunque alguno, no diré quién, declinó gentilmente la oferta). También comenté la obsesión que tienen las bolleras catalanas con el reggeaton y ellos me dijeron que en Madrid aún seguían con Malú, Rosa y demás.
Acabamos en una pizzería muy mona de la calle Las Infantas, tomando una cerveza, unos aperitivos y esperando a DanAmigoDeTodos, que venía a tomar algo y a traerme (¡por fin!) su novela "Amigo de todas".
Al rato apareció, y también apareció Javier Cámara. Mira, no soporto cuando estás en un sitio y alguien te ve y entra a ver si te roba algo de tu fama.

De ahí decidimos ir a cualquier otra parte y al girar en Vázquez de Mella una chica se nos acerca y nos pregunta si sabemos dónde está el Toque's.
- El ¿what? -dijo Tony.
- A mí me suena... he pasado por delante, sí -decía DanAmigoDeTodos.
- A mí no me miréis, que no soy de aquí -decía yo.
La chica insistía en preguntarnos y al ver que no teníamos ni idea de dónde coño estaba nos dijo:
- Pues muy mal, porque lo tenéis justo aquí al ladito y con la primera ronda os regalamos la segunda.

Hubo un momento de estupor general en el que, imagino, todos pensamos "Anda, que nos la ha colado!!" Menos yo, claro, que no tenía por qué saber dónde estaba el susodicho bar.
Total que como nos cayó bien la chica pues fuimos al bar que nos decía.

ERROR.

El local, según dijo Tony, había servido alguna vez de after y, la verdad, no había mejorado mucho. Estaba totalmente vacío y la decoración era, cuando menos, pobre. Alguien dejó caer el comentario de "es un bar de bollos" y, efectivamente, por el hilo musical se confirmó. Sobretodo en cuanto sonó Can't Fight The Moonlight.
Tomamos unas cervezas y comentamos cuatro cosas y tras un pequeño momento de tensión JL y TonyT abandonaron la casa y nos dejaron a los otros tres terminando la ronda gratis.

De ahí nos fuimos al WhyNot, que me dijeron que un domingo en Chueca es lo único más o menos decente que hay. Al entrar no había ni cristo pero en poco tiempo la cosa se animó.
Un chico muy mono no paraba de mirarme y yo, que me propuse no ser tan gilipollas con estas cosas, le devolvía todas y cada una de las miradas. Más de una vez le pillé cuchicheando con una amiga que no paraba de señalarme.
Pero se fueron antes de que pudiera terminarme el primer (y único) cubata. Y digo "único" porque ahí me gasté el último billete que me quedaba. ¡Viva yo!

En cuanto el local se llenó cambió el DJ (no sé por qué) y empezaron con una serie de hitazos que me tenían extasiado. Yo jamás he oído esa música en Barcelona, y sin embargo no es la primera vez que las oía en Madrid. El remix de The One de Kylie, por ejemplo.
Luego hubo un momento reggeaton-latineo que incluyó Alejandro Sanz y demás y al rato pasaron al petardeo. Entendiendo petardeo como "El Tiburón" de Proyecto Uno.
ChicoToxico me dijo:
- ¡¿No decías que esto te gustaba?! ¡Es petardeo clásico!
Y yo muy serio me levanté de la butaca, alcé un dedo y exclamé:
- ¡Eso no es petardeo clásico! ¡Esto es INDIGNANTE!

Pero nos volvimos locos bailando. A partir de ahí que si para hacer bien el amor hay que venir al sur (parabam! y cabezazos en todo el local -yo di y recibí, el karma you know-), que si yo qué sé qué más. Lo mejor, sin duda, el momento en que empiezo a oír un beat muy familiar, un público gritando en un estadio y una voz de camionera que grita: "All right London... Are you ready to ride with me?"
Y en ese momento podía haber muerto.
El DJ pinchó el "Like a Virgin" del Confessions Tour. Eso en BCN NO PASA. Jamás pensé que oiría ese concierto pinchado en un local.

A eso de las 3, tras decirle a CT que eran las 2 (para no asustarle) y confesar la verdad, nos fuimos del local. Él se fue a casa con la manga mojada de vete-a-saber-qué y Dan y yo nos quedamos por ahí con un hambre horrible. Fuimos a un 24 horas majísimo en el que nos calentaron unas hamburguesas. Y luego repetimos. Y ahí sí que me gasté mis últimos euros. Literalmente. Me quedaba algo en la VISA, pero poca cosa.

Nos sentamos en un banco a charlar sobre Madrid, sobre la vida en general y sobre nada en particular. Luego Dan me acercó en coche a casa de TonyT y JL, me despedí de él deseándole mucha mierda para un estreno que tenía al día siguiente y subí a casa, donde caí rendido en la cama.

El lunes me levanté a medio día, más o menos, y JL estaba en el salón terminando de comer y viendo la televisión. Me duché, me vestí y me senté con él a ver Sé lo que hicistéis. Al poco rato tuvo que marchar, nos despedimos y le agradecí lo bien que se habían portado conmigo y lo bien que me habían tratado todo el fin de semana.

Cuando JL se fue yo me senté un rato a mirar cuatro cosas en el portátil y a preparar la maleta. Decidí salir a eso de las 19:00 de allí para ir al metro y tal. Me empané tanto en el ordenador hablando de tríos (sí sí, tríos) con dos chicos muy majos y no sé qué más, que a las 19:00 me di cuenta de que llevar la maleta al comedor y dejarlo todo al lado para ir metiéndole NO ES HACER LA MALETA. Así que me espabilé deprisa y corriendo, lo metí todo como pude, recogí mis trastos y me despedí de TornadoVille cerrando la puerta con un giro de la llave que luego dejé en el buzón.

De allí al Aeropuerto en metro, escuchando Snow Patrol.

Una vez en la T4 fui a cenar algo al McDonald's apenado por haber tenido que dejar mi gomina en el control de seguridad. Yo le dije a la señora que había viajado con ella más de una vez y nunca me habían dicho nada, pero ella me ignoraba mientras miraba mi frasco de colonia Kenzo, frasco que soltó justo cuando iba a decirle que eso sí que no, que la colonia me había costado casi lo mismo que el billete de avión. Lo de la gomina me hizo gracia porque parecía que no se atrevía a quitármela. Hasta que le dije que me daba igual, que no me iba a quedar en madrid por un bote de Giorgi Line aunque fuera de nivel 5 de fijación ULTRAFUERTE.

Total, que cené, meé y me fui a la puerta de embarque a esperar. En el camino vi sentados en un lado a Francky, un chico de BCN que un día actuó en no sé qué festival y se cargó varios éxitos de Kylie en, lo que me contaron, fue un espectáculo bastante dantesco no falto de abucheos que iba con un par de amigos (al llegar a BCN vi que uno de ellos era Salva Musté). Yo me senté tranquilamente y empecé a leer "Amigo de Todas" mientras sonaba en mi iPhone algo de Morricone y música tranquila.
No es que estuviera nervioso, pero estaba absurdo. No sé qué me pasaba. Tenía ganas de llegar a casa, de empezar otra vez a hacer lo de siempre. Y a la vez no tenía ganas de irme porque, entre otras cosas, me volvía OTRA VEZ de Madrid sin haber visto el Guernica (aunque la noche anterior en el STRONG viera varios CUADROS cubista-deformes, no cuenta como arte).
Al subir al avión me senté en el asiento que creí que me tocaba pero no, me había equivocado y yo estaba en el otro pasillo (no sé por qué daba por hecho que había cogido el mismo asiento para ir y para volver.

De repente por el pasillo veo venir a uno de mis primeros ex-jefes de cuando la Fnac Triangle. Por suerte él no me vio. Me hice el tonto leyendo la novela y no levanté la vista de ella en todo el vuelo. La verdad es que tampoco es que estuviera disimulando demasiado, la historia me enganchó y en más de una ocasión solté una media carcajada que la chica que había a mi lado me miraba bastante raro.
Lo divertido del tema fue ver como la novia (que si me llego a quedar en el asiento me toca llevarla al lado) de mi ex-jefe se tapaba con una revista para hablar de mí. ¿Que cómo lo sé? Pues porque taparte la cara de repente con una revista después de echar una mirada de reojo y agitarla como si me señalaras pues no es ser muy discreta.

Al aterrizar (que, por cierto, casi se rompe el avión por la mitad porque no veas nena qué bote pegamos) me vi en un problemón: mis cosas estaban justo sobre el asiento de mi ex-jefe, por la confusión de asiento, y quisiera o no iba a tener que mirarle. Pero no sé cómo lo hice que ¡¡me libré!! Soy un maestro del disimulo y en ningún momento crucé mirada con él ni con ella. Casi me aplaudo al salir.

En la T1 empezó el DRAMA.
No tenía suelto para coger el autobús que me llevaba a casa. Nada. Y no podía sacar dinero de la tarjeta porque había comido en el McDonald's y me quedaban menos de 5 euros de crédito.
Pensé que, tal vez, hubiera una máquina de TMB que me dejara sacar un billete sencillo PERO NO.
Así que llamé a Daddy-Oh! medio histérico medio en coña, recordando el momento en que pagué el billete y me dije, al ver la hora, que volver del Prat a las 23:00 iba a ser complicado y que había sido una mala idea quedarme hasta tan tarde en Madrid.

Total que cogí el autobús lanzadera hasta la T1, pensando si coger el tren o si coger un taxi y al final llegué al último tren. Me iba a bajar en Sants y coger un taxi (que pagaría Daddy-OH! al llegar a casa porque yo no tenía dinero, recordad) pero hablando con él por móvil comprobó en el último minuto que aún había Ferrocarrils de la Generalitat y me bajé corriendo en Bellvitge (provocando un susto en la mitad del vagón de tren que me vio salir disparado).
El susto me lo llevé yo luego al cruzar la plaza hasta la estación de FGC y encontrarme a cuatro gitanos con muy mala pinta peleándose, amenazándose y lanzándose zapatos. Literal.
Yo colgué casi sin despedirme por miedo y pasé por ahí lo más digno que pude. Me metí en la estación y bajé al andén. Me quedaban 12 minutos para esperar y, horror, estaba más solo que la una.

Yo sé dónde se esconde Bin Laden: en las estaciones del FGC que siempre están vacías. Y dan miedo.

Pero nada, al final cogí el tren y me dejó en la puerta de casa. Tardé unos 45 minutos y me costó 3 euros. ¡Bien por mí!

Al llegar a casa hubo un mini drama, cómo no. Es llegar a Barcelona y que Luriruri me la líe.
Resulta que había quedado esa noche con su ex (el que se fue de este piso a la francesa y dejó una deuda con el dueño que probablemente tengamos que pagar nosotros y canceló la cuenta donde estaban todas las facturas dejándonos al filo de que nos cortaran los suministros) para hablar sobre la vida. Que digo yo ¿qué coño tienes que hablar de la vida?
En realidad quedó con él para restregarle lo bien que le va con su nuevo "novio". Y con las comillas lo digo todo.

Yo le dije que ni se le ocurriera traerlo a casa, que no quería que ese impresentable estuviera por ahí cuando llegara.

Pero estaba.

Yo le di dos besos casi sin saludarle y me fui a contarle a Daddy-Oh! todos los detalles del viaje. Cuando el Ex se fue y Lurirui pretendió sumarse a la conversación pasé olímpicamente de dirigirle ni una sola palabra, ni gestos ni miradas apasionadas, ni rastro de los besos que antes me dabas hasta el amanecer. Eh. Eh. Eh.

Y así fue como, llegué a Barcelona.

Iba a hacer una valoración sobre el viaje y tal pero mira Mari, estoy hasta el coño de escribir. Hala!

Lo único que diré es que no sé cómo agradecer a todos lo bien que se portaron conmigo y lo bien que me trataron. Sobretodo TonyT y JL, que son dos soles y que me muero de ganas de volver y de que llegue ya el día de su boda para poder regalarles otra buena sesión de música.

¡Os quiero, zorras!

Madrid - La tercera (y más sórdida) parte.

Como ya he dicho, yo me fui a dormir a las 11 de la mañana.

Pero los otros siguieron de cháchara sobre las Girls Aloud & Co. hasta las cuatro y pico de la tarde.

A eso de las cinco me despertó Abuga, que estaba empezando a recoger sus cosas y se iba a dar una vuelta por el centro antes de coger el tren esa noche. Yo le dije que a esa hora era totalmente incapaz de levantarme pero que en un par o tres ya estaría seguramente por el centro, que podíamos ir a comer algo al VIPS y así yo aprovechaba y me llenaba de comida para la que sería, presumiblemnte, la única ocasión que tendría ese día de llevarme algo caliente a la boca (hablo de productos alimenticios, obviamente).

Así que a eso de las siete y pico ya estaba duchado y vestido y en el metro.

Lo mío con el metro de Madrid ha sido un DRAMA humano de esos que marcan época. Para empezar, acabé hasta los cojones de tanto escalón. Dios mío, es que todo son escaleras!!! Me sentía como un Lemming subiendo y bajando, subiendo y bajando... eso cuando no me equivocaba de salida, me topaba con un techo con el techo bajo (y me tocaba cruzarlo como Pozi) o, como dijo Abuga, con una esquina que parecía sacada de un Resident Evil.

La cuestión es que yo salía de casa de TonyT y tenía que subir una cuesta para llegar al metro. Fue la primera vez que la subí que tomé una decisión muy drástica: si algún día me voy a vivir a Madrid, tendré coche y párking. Porque andar por la ciudad es UN HORROR. No podían haber construido la ciudad en un terreno plano, no. Ellos tenían que llenarla de cuestas.

Para cuando me subía al vagón ya estaba chorreando de sudor porque yo, otra cosa no, pero sudarme la cabeza me suda una barbaridad. Y claro, venga a quitarme ropa. Que luego me tenía que poner porque salías a la calle y hacía un frío que pelaba. O no, pero como iba todo sudado pues era peor.
Luego nada, me aclimataba y se me pasaba.

Sudores a parte, quedamos en Ópera porque me dijo que en Sol había tal cantidad de gente que era imposible caminar. Y de hecho cuando lo vi con mis propios ojos creí por un momento que habíamos avanzado algo más de un mes en el tiempo y estábamos en pleno 31 de diciembre.
Resultó (no me preguntéis cómo me enteré porque no me acuerdo) que esa tarde una manifestación de agricultores extremeños había llegado hasta allí y tras quejarse por lo que se tenían que quejar se habían quedado por la zona, comprando lotería.

Comimos en el VIPS (bueno, comí, porque Abuga ya se había comido un bocata de calamares) y nos pusimos a caminar hacia Chueca. Le mandé un mensaje a TonyT para decirle que me dieran un toque cuando estuvieran por el centro. Al rato contestó que tanto él como JL estaban, literalmente, muertos y que seguramente no resucitarían hasta el día siguiente.
DanAmigodeTodos, Proudstar y Paco no salían. Puse mensajes dramáticos en Facebook pidiendo ayuda pero nadie acudía en mi rescate.

Estaba solo en Chueca.

Acompañé a Abuga al metro y me despedí de él con un sonoro "Adéu nenaaaa" (por aquello de reivindicar que era marica y catalán) y me fui a dar una vuelta pensando qué hacer. TonyT en el mensaje me pedía que pasara por el 2046 a recoger los regalos y los llevara a su casa, yo no sabía si hacer eso me condenaría a pasar la noche en casa encerrado o si, por el contrario, sería mi oportunidad de despertarles.
Al final, como no me salía plan, cogí las cosas, me subí a un taxi y para allá que me fui. La risa: el taxista me avisa de que, seguramente, nos toparemos con la manifestación.

Y no, no se refería a la de los agricultores.

21 de noviembre tía. Manifestación de la Falange.

Y sí que nos la encontramos sí. Todos cantando que si libertad que si tal que si cual y con una pancarta muy bonita en contra de la ley de la memoria histórica.
A mí me hizo bastante gracia, la verdad. Me hace gracia que sólo se acuerden de la historia que les interesa y me hace gracia, sobretodo, que toda la derecha rancia de este país se esté apoderando de la palabra "libertad", como si no lo fueran ¿sabes? Que si Libertad Digital, que si la COPE se anuncia con un "somos libres".
Cuando, al menos desde mi punto de vista, desde que no gobierna el PP TODOS somos un poco más libres. Será eso lo que les jode, que ahora que TODOS somos así de libres no se sienten especiales.
Pero eso lo dejo para otro blog.

Llego a casa de Tony. Al rato la puerta de su dormitorio se abre y aparece él, medio despierto. Observa los regalos, los abre, los mira, los toca y los disfruta. Una mesa de DJ espectacular y unos cascos la mar de chulos. Yo estaba con el portátil, tirando de Bear, de Gayromeo ¡hasta me reabrí el Bakala!, para ver si me salía plan esa noche.

Pero nada. Le mandé un mensaje a uno tan mal redactado que casi me manda a la mierda. La desesperación hablaba por mí.

Tony me dio las buenas noches y se volvió a la cama.

Eran casi la una de la mañana y decidí que yo, ahí, no me iba a quedar. Llevaba mucho tiempo queriendo pasar un fin de semana en Madrid y ahora que por fin estaba ahí no iba a desperdiciarlo. Además, si el finde del Orgullo, que era muchísimo peor, me pasé toda la noche solo (porque me perdí) y sobreviví y me lo pasé genial ¿por qué no un sábado normal?

Así que cogí el metro, me fui al centro y empecé a dar vueltas mientras escuchaba Florence and the Machine.

Me dirigí al 2046, que había Fetish party. Pero algo me decía que si me metía ahí me iba a perder algo. Era una sensación extraña, pero cuando estaba delante de la SGAE me di cuenta de que, seguramente, tenía que estar en otra parte. Encendí el Grindr en el iPhone, a ver si había gays cerca. Un par me mandaron un mensaje. Uno no me interesaba y el otro no tenía ni foto. Y como iba dando vueltas por Chueca a ver si aparecía alguno más me encontré, de repente, con Antonia Dell'ata.
La última persona que esperaba encontrarme en realidad.

Nos saludamos, nos dimos dos besos, me explicó que estaba con dos amigos de BCN que habían ido a pasar el finde y que seguramente se iría ya a su casa porque hacía poco le habían operado de las anginas, se le había complicado y estar por Chueca esa noche era lo peor que podía hacer. Tras despedirnos me volví a poner los cascos y empecé a caminar. Me crucé con Bart Santana, el profe de arte de Física o Química, que entraba al hotel Oscar.

Y al girar en la calle de las Infantas noto un golpe en mi espalda. Al darme la vuelta veo a Antonia, que me dice que se van a tomar una última copa y que si me apunto. Obviamente digo que sí.

Nos metemos en el HOT, pero estaba tan poco HOT que tardamos 0,3 segundos en darnos la vuelta y meternos en el Enfrente. Pinchaba Rafa Spunky (me casaría con él cada minuto de cada día de cada hora) y aunque no había mucho ambiente se estaba bien.
Un par de vodkas con limón después yo ya había congeniado bastante con uno de los amigos, un chico mayor que yo que era la mar de simpático y con el que me pasé toda la noche hablando en catalán.
De verdad, hablé más catalán esa noche que en el último año. ¡Y en Madrid!

Al salir nos dieron entradas para el The Angel. Antonia y uno de los amigos se fueron y yo me quedé con el que me pidió que lo llamara Joan cuando hablara con él en el blog yendo chino chano al Angel.
En la cola se nos puso delante un tío la mar de raro. Por un momento pensé que era Asier Etxeandía, porque se parecía un montón y porque las pintas que llevaba eran las del típico actor bohemio que se presenta en una disco con un pantalón de pitillo y una americana gris sin nada debajo, en un estilismo más propio de un sketch de los Monty Python que de una noche en Chueca.
Pero no era él. También tenía un aire a Joel Joan. Fuera como fuera, el chico más desfasado no podía ir.

Me tongaron en la entrada, porque pagué mis doce euros y no me dieron consumición. Claro, no me di cuenta hasta que estaba en la barra aunque me pasé un rato pensando que era un poco caro el sitio para lo que había dentro.

Estuvimos un rato bailando y yo no apagué el radar en ningún momento. Eso me sirvió para:
- Encontrar a uno de los tíos más guapos y buenorros que vi en todo el finde.
- Entablar con "Joan" la típica conversación de "yo miro mucho pero no ligo porque no me entero de nada"
- Ver a Fernando Gamero.

Sí, el director de Jodienda Warrick. Di un salto de alegría (tampoco era raro encontrármelo porque esa noche proyectaron el corto en la disco) y me acerqué a él.
- ¡No doy crédito! -dije yo.
- ¿Por? -dijo él, y me jodió el gag.
- ¡Fernando Gamero! ¡Soy Hidroboy!
- ¡Hala! ¡Pero si te hacía más pequeño! ¡Eres muy grande!
- Ya tía, me lo dicen siempre.

La conversación continuó de forma bastante absurda porque yo iba bastante cocido y recuerdo decirle que yo no tenía complejo de delgada, que yo estaba delgada... que si a ver para cuando el estreno en Barcelona y que como ahora está trabajando por aquí pues que quedáramos con calma para charlar.

Volví con "Joan", que tenía una voz tan profunda que yo cada vez que me hablaba me acordaba de Eugenio y me daba un buen rollito que no veas, y a eso de las cinco me dijo:
- Ahora hay dos opciones. Una es quedarnos aquí hasta que cierren y la otra es ir a un sitio que, si no has visto, puede que te haga gracia ver. El Strong.
- ¡VAMOS AL STRONG! -exclamé yo.

Todo esto, obviamente, en catalán. Y si me emocioné tanto fue porque la anterior vez que vine mi amiga DollyPartos me insistió en que fuera al STRONG, que tenía que verlo con mis propios ojos. Y no fui porque no encontré con quien. Así que ahora que estaba con un hombre la mar de majo y simpático pues aproveché y fuimos.

El STRONG es todo lo que puedes imaginar sobre él, y más. Si hay una palabra que lo describe es "sórdido". Oscuro, industrial y, a esas horas de la mañana, con la gente más desfasada que te puedes encontrar. La música no estaba mal, aunque muy pocos estaban prestándole atención. La fiesta, en ese momento, estaba en el cuarto oscuro. El más grande de europa, según dicen.

Amiga de RifiRafe que te pusiste como te pusiste con lo del cuarto oscuro, por favor, para de leer.
De hecho, cualquiera que se escandalice con poco mejor que se salte esta parte.

El cuarto oscuro del Strong es un mundo aparte. Al principio hay unas cabinas que, supuestamente, son baños, pero en los que último que encontrarás es ori... bueno, retiro lo dicho. Que de eso seguro que hay pero NO donde crees que debería estar. En las puertas había un montón de tíos esperando a ver si alguien se los llevaba para dentro.
Hasta ahí creo que lo peor que vi fueron un par de maromos sobándose el paquete (por fuera del pantalón, obviamente).
Luego hay un pasillito con unos sofás (como dijo "Joan", los de CSI se volverían locos si les echaran luminol) y a un lado una sala con una peli porno en una pantalla y más sofás en los que yo al menos sólo vi abuelos medio dormidos.
Un poco más allá, a la izquierda, la primera parte del cuarto oscuro propiamente dicho. La oscuridad se apodera de todo y deja paso a los móviles furtivos, las linternas que flasehan en un momento y los mecheros. Tres pequeñas salas (una de ellas con un sling que yo apartaba y "Joan" se comía de frente) y otra a un lado que era la que más llena estaba.

La primera vuelta fue bastante decepcionante, así que los cuatro o cinco vodkas que llevaba encima me empujaron a dar una segunda (y una tercera, de hecho). No vi nada exagerado. Una mamada con final sorpresa (en tres palabras: "no le avisó") y mucho gemido (pero demasiada ropa).

Al salir nos quedó la duda de cómo cerraban ese cuarto oscuro, porque encender las luces de golpe era un poco putada. Y debieron leernos el pensamiento porque en ese momento ¡pumba!, todas las luces encendidas. Así que corrimos para dentro a ver qué veíamos.
Lo único fue uno masturbándose (aunque yo creo que era un cyborg porque a esa velocidad es imposible darle sin romperla) y otro que iba por ahí agachándose delante de todo el que pillaba para dejarlo seco.
De hecho... ahora que lo pienso... tengo un flash del color de su jersey y creo que era el mismo al que no habían avisado antes.

Vamos, que el tío iba por el cuarto oscuro más contento que el candelabro de la Bella y la Bestia cuando cantaba lo de "Qué festín, qué festiiiiin"

Salimos a la discoteca y esperamos un rato apartados a que la cola para el guardarropía se redujera y en ese momento un moscón se plantó al lado de "Joan". Para librarnos de él nos cogimos rollo parejita y el moscón se fue.
Pero nosotros no nos soltamos. "Joan" me mira y me pregunta por qué no nos habíamos soltados y yo no sé si no contesté porque no quería soltarme o porque me sabía mal soltarme.
Anyway, su siguiente frase fue "pues si vamos a hacerlo, lo hacemos bien" y nos empezamos a liar allí haaaaaaaaaaalaaaa!!!!! Vengaaaaaaa!!! Festivaaaaaaal!!!

Bueno, tampoco fue tanto.

Nos echaron del STRONG (sí tía, ME ECHARON DEL STRONG) y al salir pues un magreo en la calle y a por churros con chocolate en uno de los locales clásicos de Madrid.
Mientras desayunábamos deprisa y corriendo "Joan" me conquistó (culturalmente hablando) al decirme que, por favor, no fuera a ver "Luna nueva" y que viera "Moon" que eso sí era una película de verdad. Todo esto me lo dijo en catalán, dejando a la maricas de al lado con la boca abierta al vernos hablar en la lengua del Tirant Lo Blanc.

Nos echaron de allí también, que ya era tarde. "Joan" me acompañó al metro y nos intercambiamos números de teléfono para que, una vez en Barcelona, quedáramos aunque fuera para tomar un café.

Y yo me volví a casa de TonyT, escuchando música de tranquis y metiéndome en la cama casi a las 9 de la mañana.

Para no tener plan, la verdad es que no me puedo quejar ¿no?

Madrid - Segunda parte

Viernes, 20 de noviembre.

Cinco minutitos más
Eso fue lo que le dije a Abuga (también conocida como "Sama", también conocida como "Samuela") cuando se presentó en casa de TonyT y JL a las 9 o así de la mañana. Yo había dormido poco y necesitaba descansar más si quería darlo toda esa noche.
Así que ella se fue al salón y yo, con la promesa de dormir una horita más, me volví a la cama.
Inexplicablemente, dormí tres horas más. Al despertarme no sabíamos a ciencia cierta si estábamos solos en casa o no y resulto que no, que JL estaba también en su dormitorio.
Besitos entre todos para saludarnos como es debido y Abuga y yo nos fuimos a hacer lo que teníamos que hacer: las impresiones de las carátulas de los cd's que íbamos a regalar esa noche en la fiesta a los invitados de TonyT a su cumple y a los que se pidieran un par de copas.

¡Terror, espanto, pavor!
Cogimos el metro hasta la estación que nos dijeron, aunque al final resultó que se habían equivocado y acabamos perdidos en la calle Génova. Sí, has leído bien. perdido en la calle Génova implica que, cuando menos te lo esperas, vomitas los chuches:



Cuando llegué a la puerta hubo llamada a mi madre:
- ¡Mama! ¡Adivina dónde estoy!
- ¿En el Bernabéu?
- Peor.
- ¡En el Valle de los Caídos! - grita mi padre de fondo.
- Una pista. Empieza por P. Y acaba por P.
- ¡¡¡PERO QUÉ HACES AHÍ!!! ¡VETE, VETE, ANTES DE QUE SE TE PEGUE ALGO! -grita mi madre.

Así que nos fuimos por donde habíamos venido porque no había forma de encontrar el WorkCenter que TonyT nos había dicho, y eso que preguntamos mucho. Pero nada.

Así que recogimos los bártulos y volvimos para casa. Parada para comprar el pan, una coca cola y un brazo de gitano de postre.

Segundo intento

Después de comer nos llevaron en coche al WorkCenter del Demonio mientras TonyT y JL se iban a hacer unas compras de última hora para la fiesta.
En el WorkCenter todo fue muy drama. Las copias nos salían por ciento y pico euros y al final acabamos haciéndolo en blanco y negro y luego fotocopias que eran más baratas. Los carteles salían también por un ojo de la cara y de los 6 que quería imprimir acabé imprimiendo dos.
Y encima voy y me dejo el pendrive en el ordenador. Culpa mía y del dependiente, por no estar atento. ¡Muy mal! Me di cuenta cuando ya volvía en el metro y me daba un palo tremendo volver. Un poco putada, pero bueno.

Trabajo de chinos
Llegada a casa de TonyT y nos sentamos a preparar los cd's. Recortar como locos con el cutter que habíamos comprado en los chinos (porque en el Work Center nos cobraban 90 céntimos por cada hoja recortada ¿pero esto qué eeeeees?) y a meterlos en sobrecitos la mar de monos que también compramos en los chinos.
Al final la cosa quedó tal que así:



Todo ideal. Llegaron JL y TonyT con los colmillos, "los" chuches para la fiesta y no sé qué más. Nos preparamos todos y en un ratito ya estábamos de camino al 2046.

La ElecTrueBlood Party
Obviamente de primeras pues no había gente. Yo ya tenía calculado estar pinchado una horita o así en plan tranquis y cuando viera gente poner la sintonía de la serie y que ya empezara la fiesta tal cual.
Y así fue: en cuanto trajeron el proyector y comenzó a visionarse el vídeo de una con las escenas más tórridas de True Blood que había montado la semana anterior empecé a pinchar lo que tenía ganas de pinchar: un HDB Live! en toda regla. A la gente le gustó bastante aunque luego todos me decían que la música estaba muy baja.
Pero mira Mari, era un cumpleaños y tampoco quería que eso fuera Scorpia, central del sonido. Además yo estaba con mis cascos remezclando y no me enteraba de nada.

Pero, eso sí, me felicitaron porque los beats no pararon en ningún momento y la gente se movía y consumía bastante, lo cual pues coño, era mi función.

Al final, por supuesto, el tracklist me quedó genial pero no tenía nada que ver con lo que yo tenía pensado hacer. La idea era un principio muy electropop y un interlude de pop sueco, luego empezar con True Blood y algún track mega comercial y acabar con remixes a lo Digital Dog y tal.

Pero nada.

A las 3 o así TonyT empezó a enfilar a la gente hacia el siguiente destino y, tras soplar las velas y comer algo de tarta, recogimos los bártulos y nos fuimos hacia...

OHM(ygod!)
En el camino hacia el OHM (donde teníamos un reservado y entrábamos por lista) perdimos a varias personas. Las primeras fueron unas amigas de TonyT que estaban bastante perjudicadas y que acabaron robando vilmente una peluca.
En la puerta perdimos a Abuga, al que no dejaron entrar por su vestimenta. A mí estas cosas siempre me han dado rabia porque es una situación en la que nada puedes hacer. O nos vamos todos (y era imposible, porque ya había gente dentro de la discoteca desde hacía un rato) o se queda solo fuera.
Al final DoN se ofreció a acompañarle hasta Atocha para que se situara y Abuga se tuvo que retirar.
Y luego la relaciones públicas nos dijo que ya habían entrado los de nuestra lista y que teníamos que pagar. Pues qué bien. Al final el del cumpleaños fue de los pocos que tuvo que pagar.

El OHM... viene a ser... a ver, es un sitio guay. El rollo decoración era muy de cine antiguo de Barcelona y la música era house bastante machacón pero muy bien pinchado. Estuvimos en el reservado en el que nos esperaban. Allí estaban los que ya habían asistido a la fiesta. Apostholika!, DanAmigodeTodos, ChicoToxico, DiYai, su novio y alguno más que o no recuerdo o no conocía. También estaban el camarero del 2046 (que creo que me dijo como siete veces que le había gustado mucho mi música ;)).
En el OHM pues todo fue muy OHM. Pasé un muy buen rato sin parar de moverme y bebiendo como un cosaco.

De After
Cuando alguien dijo de ir de After me asusté. No sé por qué, siempre que voy de fiesta y alguien dice "vamos de After" me da mal rollo, aunque luego te lo pases genial. Luego caí (me costó, claro, porque iba bebido ¿sabes?) en que en Madrid no hay afters. Así que la afterparty fue en casa del camarero del 2046. Un piso monísimo en pleno centro de Madrid, super bien decorado. El típico sitio en el que entras y lo primero que piensas es en matar a los dueños y quedarte con él.
Pasamos un buen rato tomando algo (las cervezas que le compramos a la china que decía no tener tabaco pero sí tener popper ¿¿¿???) y escuchando house marroquí (¿¿¿???). Y nos volvimos a TornadoVille a eso de las 9 y pico de la mañana.

Rah-Rah-Ah-Ah-Ah!!!
Al entrar en casa TonyT tuvo la genial idea de despertar a Abuga de golpe. Abrió la puerta de la habitación y gritó "Rah-Rah-AH-AH-AH!!!". Pero el susto se lo llevó él porque Abuga estaba en el baño (justo detrás de Tony) y le respondió con un sonoro: "ROMA-RO-MA-MA!!!!".
Nos sentamos todos en el salón a charlar sobre lo típico que se charla un sábado a las 10 de la mañana recién llegados de una de las mejores fiestas en años: las Minogue.

Pusimos la antología en DVD de Dannii y mientras íbamos comprobando la asombrosa transformación en mujer de la mayor de las Minogue, TonyT nos deleitaba con un detallado relato sobre los tejemanejes de la madre del clan para conseguir que Kylie también fuera famosa.

Yo a las 11 y algo me retiré a dormir, NO PODÍA MÁS.

Mari, no inventes.

Hoy he conocido a Fernando Gamero. Stop. Director y guionista de
Jodienda Warrick. Stop. Ya puedo morir. Stop. No doy crédito. Stop.
Obligadme a que os cuente lo de esta noche porque ni yo me lo creo
aún. REC. digo... Stop.

Enviado desde mi iPhone

Día 1

Bueno, medio día, en realidad.

Voy a intentar (y digo INTENTAR) relatar este viaje casi en tiempo real, porque sino me pasará como con el del Orgullo que al final no me animé nunca a escribir el post y la cosa ha quedado en el olvido más Gara (y eso que había MUCHAS cosas que contar).
Es por ello, que procedo a narraros cómo coño he llegado hasta esta litera de estas que tienen el escritorio debajo y que es tremendamente cómoda y jodidamente Warrick.

He salido de casa bastante bien de tiempo este medio día. Ha habido varios momentos de pánico. El primero ha sido al ir a recoger la ropa que tendí ayer y he comprobado que NO estaba seca porque hoy no ha salido el sol. El segundo ha sido en la parada del bus que me lleva al aeropuerto (que se coge delante de mi casa y en 25 minutos me deja en la T1, para los que decían que vivo en el quinto coño y estoy mal comunicado) porque pasaban todos los demás números de buses varias veces pero el 46, el que tenía que coger yo, no.
Al final ha venido y aunque he pensado que iba a ir estresadísimo pues mira, no.

Así que me he bajado en la T1 y, tal y como dijo Littlebab la semana pasada: "es muy bonita y muy grande, pero maricón ¡no hay nada de cruising!". Además ¿yo para qué quiero una tienda de Ferrari en el aeropuerto?
Anyway, tras el primer paseo en plan "ooooh" (porque realmente la terminal mola, bastante más que la T2 y así con un aire a la T4 -por estructura, no por estilo-) me he ido al McDonald's porque he calculado que hasta las siete y pico no iba a comer nada y me ha parecido buena idea tener el estómago lleno para el viaje.
Ha sido ahí, sentado en la mesa zampándome mi Big Mac con el iPhone a un lado twitteando y facebookeando, observándome a mí mismo a través de los ojos de los demás, cuando me he dado cuenta DEL ESTILAZO QUE TENGO.

Luego pues nada, me he ido a buscar el avión (previa equivocación bajando unas escaleras que no tenía que bajar pero es que el cartel era un poco confuso!!!) y me he subido en él.
Y yo ahí estaba sentado, robando la Squire del asiento de al lado para tener algo que escuchar cuando de repente se pone a embarcar un equipo de deportistas. No sé de qué. Parecían futbolistas. Y en sus camisetas ponía "Bolívar".
¿Habéis visto "¡Viven!"?
Pues eso.
Me he dado cuenta en ese momento de que, tal vez, lo de comerse una hamburguesa para ir cargado no ha sido buena idea porque me lo iban a ver en la cara y acabaría siendo el primero que se comieran cuando nos estrelláramos en la Sierra Madrileña.

El vuelo bien, gracias, alguna turbulencia pero nada del otro mundo. Eso sí, hemos dado unas cuantas vueltas al aeropuerto antes de aterrizar y luego en vez de salir en la terminal hemos tenido que coger un autobús de esos, pero bien.
De ahí al metro, dos trasbordos y para Tornadoville.

Yo lo siento, pero comparado con el metro de Barcelona, cada vez que me meto en un vagón del metro de Madrid me siento como los de Star Wars en el triturador de basura.

TonyT había calculado que yo llegaba más tarde así que me ha tocado esperarle un poco. Me he propuesto ir a un bar. El de la esquina, "El Antiguo Madrid", estaba regentado por sudamericanos (cosa que me da igual, pero me ha hecho gracia porque esos de "antiguo Madrid" tienen lo que yo) y hacían bocadillos de "beicon" especial de la casa. Iba a entrar, pero las mesas eran de estas pequeñas y altas que te sientas en un taburete y yo estaba hasta el coño de incomodeces.
El siguiente, el "Sol y Luna" era todo un cuadro. Como "El Grito", pero a lo Álex de la Iglesia.
Tres abuelos sentados en unas mesas y unas sillas que creo que sanidad declaró insalubres en 1973, un camarero que daba miedo verlo por la pinta de ex-presidiario (aunque seguro que era una majísima persona), unos figurantes que parecían clones de Franco (¡pero vivos!) y un cartel que ponía:
"Jueves: Día del Cubata. Todos a 3 euros."
He pensado que era muy pronto para empezar a beber y si entraba ahí IBA A NECESITAR unos cuantos, así que mejor cambiaba.

Total que he cruzado la calle (que, certifico, está en obras. Muchas obras. De hecho son las 2:45 de la mañana Y SIGUEN DE OBRAS). No paran. Ni pararán. Son como los Orcos del Señor de los Anillos y Gallardón es Sauron. Y me he ido a otro bar. Igual de rancio, pero daba menos miedo. Me he pedido una coca cola y un bocata de jamón. No sé por qué, porque no me apetecía, pero me sabía mal estar ahí sólo con una Coca Cola (y dejar el vaso vassssío) y es lo primero que me ha salido.
El bocata era UN CACHO DE TROZO DE PAN ENORME con jamón recien cortado. Y me han preguntado si quería tomate "triturado" y le he dicho que sí.

Catalanes: exportemos de una puta vez (y como Dios manda) el Pà amb tomàquet.

Y nada, luego ha venido TonyT. Y nos hemos dado un abrazo y le he dicho "pues mira, pasaba por aquí y digo ¡voy a visitar a Tony!". Y hemos subido a su casa y me la ha enseñado toda y hemos hablado mucho de lo de mañana y de lo que tenemos que hacer y de las cosas que queremos que salgan bien y de lo que pasará después, que eso os lo cuento en otro post para mantener la emoción. Porque claro, la fiesta acaba a las 3:00 ¿y luego qué? Luego OS VAIS A CAGAR cuando os lo cuente.

Pues en esto que ha venido JL y nos hemos saludado y hemos hablado otra vez de lo de mañana y luego ha venido Apostholika para preparar el GHChat. Y ha sido light porque mucha gente no ha venido para estar a full mañana por la noche, pero nos hemos reído mucho ignorando vilmente la gala e inventándonos lo que iba pasando.
Y, entre publi y publi, nos poníamos vídeos de Youtube. Apostholika nos ha descubierto a la maravillosa Busy Drag Queen, primera y segunda parte.

Y bueno, una noche tranquilita con mucha charla y cerveza y con TonyT diciéndome unas cosas la mar de bonitas, tía, que me han hecho pensar mucho en muchas cosas.

Si el anterior viaje a Madrid ya me sirvió para cambiar según qué cosas, algo me dice que éste va a ser aún más transcendentátlántico.

O algo.

Madrí, Madrí, Madrí

Tras un viaje un tanto absurdo que ya relataré con tiempo cuando lo
tenfa, ya estoy en Madrid.
He aprendido tres cosas:
1.- que tengo un estilazo que te mueres.
2.- el drama que aupone recordar que no has renovado el paro y estar
en un avión desde el que no puedes hacer nada
3.- que viajar con un equipo de fútbol llamado "Bolívar" no da NADA
de buen rollo.

Enviado desde mi iPhone

Jodienda Warrick ONLINE!

Anda chicos, pasaros por Jodienda Warrick.com que ya podéis ver el corto online.

¡Es super espía, tía

Frankie says relax

Parece que, después de todo, me va a dar tiempo a hacer todo lo que tengo que hacer sin morir en el intento.

Ayer fui al dentista y me hicieron otro empaste. No llegué tarde, lo que no es habitual en mí, pero me hicieron esperar un buen rato. Así que la próxima vez que llegue tarde no me sentiré culpable ni nada de eso.
Total, que como la última vez que me hicieron la limpieza bucal descubrieron que me había salido otra caries pues ¡Hala! 60 euros más a la cuenta que tengo que pagar antes de que acabe al año. La enfermera en ese momento me miró así como raro en plan "tú te lavas los dientes sólo cuando vienes" y yo le dije que mucho cuidao, que yo soy muy limpio. Entonces me dijo que seguramente era genético.

Anyway, al acabar ya pretendían echarme para siempre y le dije "oye, que a mí aún me tenéis que quitar una muela del juicio!!" y, efectivamente, me han dado hora la semana que viene para arrancarla de cuajo. Lo cual a mí pues me hace feliz, porque ya estará la boca. Bueno, no estará, pero yo me entiendo.

Al salir me excusé con lo de la crisis y tal para decirle que no le dejaba nada de dinero pero que tranquila, que a final de año estaba todo pagado.

De ahí me fui a la peluquería. Bueno "me fui" entendido como "crucé la calle". Yo quería algo moderno para la ElecTrueBlood Party pero mi peluquera siempre hace lo que le da la gana. Y le dije: "rápame mucho por los lados y déjame pelo largo arriba para poder peinarme para los lados y tal". Resultado: rapado por los lados, algo de pelo arriba y me peina con una cresta. Tócate el chocho, Madonna!

De ahí me fui a casa de mis padres. Cogí la maleta y los zapatos y preparé un par de bolsas llenas de dvd's para traer al piso. Dvd's películas, que yo tengo muchas de esas. Cuando vinieron mis papas me trajeron en coche (la excusa de que "es que las bolsas pesan mucho para ir en metro...") y en el camino me llamaron como setecientas personas para preguntarme cuándo llegaba.
¿Por qué?

Porque yo había quedado para cenar con Estela y Daddy-Oh! en mi casa. Pero Luriruri estaba preparando una fiesta sorpresa para su novio/amigoespecial/rollo/whatever que consistía en ir a cenar al aire libre (la primera idea fue ir a la playa pero la cosa cambió al parque de delante de casa) y luego venir al piso para encontrarse con sus amigos en una fiesta sorpresa.
Así que Luriruri se llevó a su novio/amigoespecial/rollblablabla... al parque mientras yo hacía la cena con Estela y Daddy-Oh! y cenábamos sin sillas (porque se las había llevado él) y al terminar aparecieron los amigos y ellos vinieron después y gritaron sorpresa y yo me vine a mi habitación a depilarme los cuatro pelos feos de la espalda con Estela (y no me dolió tanto como la primera vez, cosas del hímen).

Y después de eso (y de arreglar mientras me pegaban tirones en la espalda un fallito de la cosa que tenía que preparar para el viernes y que terminé de preparar a las tantas de la mañana anterior) me vestí y me fui con Daddy-Oh! corriendo a Universitat a recoger a Littlebab para irnos a tomar algo.

Fuimos al Strass, que hacía eones que no lo pisaba yo y que me habían dicho que había habido cambios pero yo lo vi todo igual salvo por dos detalles: el local estaba lleno (¿¿??) y en la pantalla de los Dieux Du Stade habían pasado a poner, directamente, tíos haciéndose pajas y metiéndose dildos del tamaño de Texas.
Recordadme que la próxima vez que hable de porno no me ponga a buscar por Google que luego pasa lo que pasa.
Nos sentamos casi casi en primera fila y justo delante nuestro, al empezar el show, llegó uno vestido de folclórica con otro señor y un chaval muy jovencito al que sólo le faltaba llevar un cartel con las tarifas colgado en la espalda.

Durante el Show (estaban Coral y otra nueva que parece ser era de Madrid y que es la típica transformista de trajes megabestias pero de humor sequito sequito) la folclórica no paraba de hablar y soltar frases a lo Carmen de Mairena y Coral se lo pasó en grande dejándola en ridículo una y otra vez, una y otra vez. Y claro, nosotros llorando de la risa.

Más pronto que tarde nos recogimos para ir a Arena, que Littlebab no había estado en Arena por la noche. No había ni Dios. LI-TE-RAL-MENTE. Y los pocos que veíamos entrar no quedaba claro si entraban en la disco o salían del cuarto oscuro.

Al poco rato la cosa se fue animando. Seguramente por los cuatro vodkas con limón que me tomé (he dejado el Ballantine's RedBull que además de ser muy caro no me va bien para el riñón) y aparecieron Luriruri y los de la fiesta que resulta que habían contratado una limusina para irse a dar vueltas por BCN y venían perjudicadísimos. Especialmente ella, la doble de Lady GaGa, que no se dio cuenta de que una lesbiana ENOOOOORME no paraba de tirarle los trastos.
Yo me reí mucho con Daddy-Oh! de todas las cosas que ocurrían en el mundo y había mucho tío bueno pero tenían una pinta de hetero que tiraba de espaldas. Así que de vez en cuando nos escabullíamos a la puerta del cuarto oscuro a ver el porno.
En una de estas nos viene el camarero y nos pregunta que qué tal el partido y mira, estuvimos de acuerdo en que al dueño de la polla que había en la pantalla le faltaba carne por todas partes.

Luego empezó el Show. Que es uno de estos Shows corta rollos que además no tienen demasiada gracia y que se empeñan en cantar en directo por encima de canciones de las Nancys como "No estás curada". Lo mejor, sin duda, fue que la Yiyi actuaba haciendo un par de playbacks. El primero de María Isabel, que nos dejó a todos patidifusos por lo inesperado. Y el segundo, el "3" de Britney bailando como sólo las Diva's Doll Domination saben bailar.

Lo mejor fue el momentazo en que, estando con el micro en el escenario, la Yiyi se pone a presentar a los otros dos y dice (dedicado a Daddy-Oh! y a mí): "Lo que pasa es que... -nos mira fijamente- NOIGONÁ!"
Y claro, todos en silencio y el otro y yo aplaudiendo y riendo y gritando.

Recuerdo que visité el lavabo más veces que he pisado la iglesia de mi barrio y luego ya nos fuimos porque no dábamos para más.

Twiteé un par de burradas, del tipo "quiero semen en mi cara, ya!" pero a nadie le extrañó. De hecho un follower se ha declarado fan de ese tweet y Polispol me dijo que seguramente me haré camisetas con ese lema. Pues sí.

Y hoy me he levantado a las tantas de la tarde y me he vuelto loca recogiendo ropa y lavando y ordenando la terraza y, sobretodo, GRABANDO CD'S. MUCHOS CD'S.

Y hasta aquí puedo leer.

Ahora toca pelearme con la impresora para sacar los billetes de mañana. ¡Qué nervios!

Mujeres al borde de un ataque de nervios

Estaba yo hoy en casa viendo Los Cazafantasmas con un montón de gente en mi sofá (que no sé qué hacían ahí, la verdad) cuando me he dado cuenta de que estoy atacada de los nervios.

Esta tarde, por ejemplo, estaba tan nervioso que quería insultar a alguien. Iba a criticar el nuevo videoclip de Shakira (que saca uno por semana, esta es peor que yo con los HDB cuando me aburro) pero es que es demasiado fácil y no me suponía ningún reto.

Ha habido un momento a eso de las 21:00 que, te lo juro, casi pego un grito y me tiro por el balcón. Habría caído a un foso que hay entre al parking y el parque de enfrente, con lo cual no habría habido nada de glamour y, muy posiblemente (dado que con este frío nadie sale al balcón ni a sacudir la escoba) no habrían econtrado mi cadáver hasta abril, cuando vuelva el buen tiempo. Si es que se va.

Anyway. Estaba yo decidiendo qué cenar con Daddy-Oh! porque en el último momento Estela ha decidido que mejor se venía mañana a cenar, con lo cual me ha jodido el plan de quedar hoy con Littlebab que pensaba hacerlo mañana para cenar pero ya ves tú que no. Así que mientras decidía cual de las 2 opciones (porque somos pobres, que somos chicaaaaas estamos locaaaaas) me enviaba esssemesses (¡y yo misma la sussissuiré!) con él para ver qué coño hacíamos. Ha salido la opción de ir mañana por la noche a Strass y a Arena.

A todo esto súmale que tengo que preparar una sorpresa para la fiesta del viernes que me va a llevar, mínimo, unas 5 o 6 horitas dale que te pego al botón. Y aún no tengo los materiales, porque me los trae Luriruri, para hacerlo. Y a esa sorpresa, además, le falta una parte que, si la hago yo, dejo la Lexmark echando humo durante un mes.

TOTAL: (sí, estoy nervioso) que mañana mi día queda tal que así:
- A las 16:00 iré al dentista. Me harán un empaste. Me excusaré como pueda -y ya no me quedan excusas- para decirle que no le voy a dejar nada de dinero porque, literalmente, no tengo. Antes de fin de año tengo que pagar como unos 600 euros QUE NO SÉ DE DÓNDE SACARÉ.
- Cuando salga iré a la peluquería a que me hagan algo fashion para la fiesta. O, lo que es lo mismo, me sentaré y le diré "lo de siempre" y me quedaré más ancho que largo y luego me miraré al espejo y diré "si es que con este pelo de mierda, no sé qué esperas, macho".
- Luego me voy a casa de papá y mamá a recoger la maleta, los zapatos y no sé qué más y a comprar crema depilatoria con un dinero que, en realidad, no tengo y no sé de dónde voy a sacar. ¿Que para qué es la crema? ¿TÚ QUÉ CREES, MARICÓNG?
- Antes de salir tengo que avisar a Estela para que venga a mi casa y, más o menos, coincidamos en el espacio y tiempo siendo el espacio la puerta de mi casa y el tiempo el momento en que vaya a abrir.
- Deberemos hacer la cena, cenar mientras nos contamos nuestras penas (que ahora resulta que las suyas no son tantas).
- Luego tengo una historia que yo en realidad aún no me creo y que no sé cuánto tiempo me demorará. Como no puedo hablar de ello, pues lo dejó así en plan críptico que sé que eso os mola mucho.
- El rato que tenga que estar en casa por cojones, pensaba aprovechar para preparar esa sorpresa pero no, porque Luriruri aún no me habrá traído el material correspondiente.
- Una vez termine todo, a ver si Littlebab no se ha quedado dormida y vamos al Strass y luego a Arena donde, sinceramente, espero no ligar: porque con todo este follón de cosas por hacer sólo me falta quedarme en la cama con un maromo durante todo el día.

Y eso me lleva al miércoles: día de preparar la maleta, hacer muchas lavadoras y rezar para que se seque todo lo que necesito (o encender la calefacción y usar los calefactores como secadoras). Terminar la sorpresa, imprimir los billetes y morirme de los nervios.

Problemas varios: el primero ha sido hoy que, de repente, me ha entrado el pánico escénico y me he puesto a pensar que no estaré a la altura. Y claro, si no voy a estar a la altura pues mal vamos. Porque si yo, que soy el que pone la música, la cago, pues vamos mal. Vale que la gente estará bebiendo y charlando y pasándolo bien pero tía ¡que estoy muy MARI JOSE!
Por suerte he hecho una cosa que me ha recordado lo bueno que soy haciendo lo que se supone que voy a hacer.

El otro problema, del que me había olvidado totalmente, es del hecho de que no tengo disfraz. Osea, estaba tan convencido de que ya lo tenía (porque, en parte, lo tengo) que no me acordaba de que fui a la Menkes a pedir colmillos de estos que se pegan y los tenían agotados y hasta febrero no pensaban traer más.
Osea, que NO tengo disfraz. A no ser que diga que soy un vampiro y que sólo saco los colmillos cuando me enfado o me pongo cachondo, claro. Aunque conociendo a más de uno de los que van son capaces de tirarme un cubata encima del portátil para enfadarme o, peor (o no), meterme mano descaradamente para ponerme cachondo.

No sé por qué la segunda opción la veo más que viable.

"Sí, es una perra" que decía el doctor Venkman al ver a Dana Barrett convertida en la perra de Zool.

Y el mayor problema, en realidad, lo que hace que me coma los dedos del nerviosismo es que estoy, literalmente, en bancarrota. Yo no sé qué pasa con Madrid que cada vez que voy a ir acabo tirándome de los pelos porque me quedo sin dinero. Y eso que, dentro de lo posible, me hago mis planes y mis cosas como Matías Prats y Olga Viza en el banco naranja. Pero no puedo. Algo hago mal (creo que es prestarle dinero a la familia, que son dos conceptos que no deberían ir unidos jamás a no ser que seas el beneficiario de esa transacción) que acabo siempre histérico perdido.

Por suerte, o por desgracia, no hay forma de parar todo lo que está ocurriendo así que lo mejor va a ser que me prepare porque mañana me voy a CAGAR.

¿Alguien se lo está pensando?

No puedo más

Mira Mari, no puedo más.

He estado un tiempo que no hacía nada, no me pasaba nada, todo era preparar y soñar y esperar y esperar y esperar...

Y este fin de semana casi me da algo con todo lo que me ha pasado o ha pasado en general. Así que haré reseñas cortas de todo.

Este finde está de visita por Barcelona Littlebab. Nos vimos el jueves. Yo sabía que venía pero no que ya estaría aquí. Así que fue una sorpresa muy agradable recibir su sms de que en la nueva T1 todo era muy bonito pero no había cruising. El jueves, como decía, quedamos para dar una vuelta. Fuimos a Punto. hablamos mucho. Luego vino Ran. Hablamos aún más. De música, de lo loca que está la gente y de tíos. Decidimos que ha llegado un punto en que alguien debería pararnos un poco. Que nos hemos excedido ya con según qué prácticas sexuales y yo dije que ya era hora de llamar a Zerolo y que estableciera un protocolo.
Luego acompañamos a Ran a su ex-casa a buscar unos libros. Curiosamente su ex-casa es la casa de una de las Shimai, porque compartían piso. Yo no entiendo por qué a estas alturas de la vida aún no conozco a las Shimai en persona. Pero mira, conozco su casa. Y a su otro compañero de piso, que nos estuvo contando que la zona del GayXample se está convirtiendo un poco en el Bronx, con atracos, asaltos y demás.
Luego cenamos en un restaurante ahí en una esquina, disfrutando de las maravillosas vistas de un tío bueno esperando a que vinieran a buscarlo.
Ahí surgió otra teoría: toda la zona de Hospitalet y demás es un gran armario cuyas puertas se abren en Barcelona.

Me fui a casa. Quise hacer muchas cosas pero no hice nada. Por cierto, el videoclip de Fangoria con Sara Montiel me pareció un esperpento. No sé qué le ven a Juan Gatti y la gracia que aportaba Saritísima se la carga con un horror de realización. La canción sigue gustándome moderadamente.
Definitivamente, mi matrimonio con Fangoria está en crisis. Y por mucho que me diga La Prohibida cuando está en su programa en directo, si su disco es malo ES MALO. Y punto.

El viernes iba a quedar con Little otra vez para ir a tomar algo por la noche pero estaba pendiente de si íbamos al cine a ver 2012 o no. Finalmente fuimos, con Pol & Co. En la cena tuvimos un momentazo friki hablando de Galactica.
La película, 2012, es una de las superproducciones más divertidas de los últimos tiempos. Me revienta un poco leer a la gente con que si no tiene guión y tal y cual. Yo soy el primero que estaría encantado de ir a ver un Coloso en Llamas. Pero joder, es Roland Emmerich. Es un no parar de situaciones inverosímiles, de carreras, de gritos y de diálogos absurdos. Escenas hipermegaespectaculares que están hechas para el público en el cine grite, aplauda y se ría. Si realmente alguien cree que, por ejemplo, la escena de la rusa y el perro no está hecha con ganas de que la gente se ría de lo absurdo que es todo, entonces la humanidad es aún más tonta de lo que parecía.
Emmerich no se toma absolutamente nada en serio, y eso es lo que le hace grande. Por cierto, hoy hablaba con Littlebab y me leía una entrevista que le habían pasado al gran Roland. Explicaba la escena del Vaticano: "Lo que quería transmitir es que si se acaba el mundo y quieres hablar con Dios, no lo hagas delante de una Iglesia que se te puede caer encima".

¡¡¡¡GRANDE!!!!

Al que no le haya gustado, pues mala suerte. Pero tratar de hacer una crítica "seria" de esto es totalmente innecesario. Es lo que es, y punto. Una película más cercana a Agárralo como puedas que a Terremoto.

Salimos tardísimo del cine, así que nada. Llegué a casa y le conté la mitad de la película a mis compañeros de piso.

El sábado me levanté tarde no, lo siguiente. Y luego, con la tontería de levantar a Luriruri, me tiré todo el día metido en camas abrazaditos y perdiendo el tiempo. Luego tocó hacer la compra (somos tan maricas comprando en el súper que cada día montamos un espectáculo) y limpieza en el piso.

Por la noche Abuga, Rafiki y Palmi vinieron a la Perdona Bonita Party. Aunque no era una Party, era una sesión de cine exagerada. Hace poco decidí que iba a exagerar todo lo que hago para que parezca que es super importante, porque estoy hasta el coño de ver a la gente hacer chorradas en Facebook y venderlo como si cambiaran el curso de la historia.
Nos reímos mucho no, MÁS. Perdona bonita, La Drag Más Débil y Una Jaula de Grillos. El ataque de risa de Palmi hizo peligrar la noche y la discusión sobre el croma o no croma del barco de la Jaula fue muy acalorado.
Hubo un momentazo en Perdona Bonita que casi me caigo del puf cuando Palmi grita "¡ESA SANDÍA LLEVA ENCIMA DE LA MESA DESDE LA ESCENA DEL CUMPLEAÑOS!" y yo le digo "tía, es el servilletero".

Se fueron a las tantas. Yo me fui a dormir como pude. He dormido mal. Muy mal. Y no porque en casa hubiera ruidos que estaban lijando una pared que Luriruri ha pintado hoy de morado y le ha quedado genial, sino porque he dormido mal. Estaba incómodo.

Me he levantado hablando con LittleBab de hacer algo esta tarde con Ran. En coña he dicho de ir a la sesión infantil de Arena Madre y se han apuntado.
Al final Ran no ha venido, hemos ido Little y yo. Antes, eso sí, paseo por el GayXample (que era como Zombieland) y mini-cena en un bar lleno de osazos. Hablando de osos.

Ya se ha filtrado el nuevo EP de Lady Gaga. Bad Romance = obra maestra. Alejandro = fantástica. Monster = ES LO MÁS GRANDE. La tengo en repeat. Como tengo el estado de ánimo tocado me está emocionando. De fondo se oye el "groarr" de cuando te llega un mensaje en el Bear. Speechless = muy de Freddy Mercury, me sobra. Dance In The Dark = brutal. Telephone = me encanta. So Happy I Could Die y la otra aún no las he oído. Ahora toca Monster.

Y para Monster, lo de Arena Madre. Sabía lo que me iba a encontrar, pero ha sido aún peor. Imberbes de 15-16 años, bolleras por todas partes. No paraba de sonar reggeaton y los chavales nos miraban como la oveja mira al lobo. Me he bebido un cubata o me moría del susto. Y más reggeaton. Con Littlebab hemos charlado sobre eso, la obsesión de las lesbianas con la música latina y, sobretodo, con el reggeaton. También ha surgido la teoría de que cuanto más pequeña es una mujer, más lesbiana es.

Cuando se han ido los niños nos ha tocado una sesión de petardeo Deluxe. Chenoa, Marta Sánchez ¡hasta el nuevo single de Roser! Bad Romance, Hilary Duff.
Yo empezaba a estar hasta el coño y hemos salido. Como en Zombieland no había nada, hemos decidido que mejor irnos para casa.

Yo he llegado con dolor de cabeza y ganas de matar a alguien.
Tras tres días reinstalando el Mac (porque soy imbécil y me hice un lío con el Time Capsule) descubro que lo único que se me ha jodido es la biblioteca de iTunes. Casi me echo a llorar.

Luego he visto Galactica con Daddy-Oh!, que ya lo tengo enganchadico y a punto de acabar la tercera temporada.

Ya tengo el iTunes más o menos ordenado. Sigo escuchando Lady Gaga y todo lo que me he bajado hoy. Re-Edit de Bad Romance que he hecho yo y que se estrenará en la fiesta del viernes en Madrid. Atacadísimo que estoy con lo de Madrid, así de claro te lo digo.
Porque hay más de lo que os esperáis... ¿Y si no estoy a la altura? Pues nada.

Lo peor, lo que en realidad va a hacer que me dé un ataque de ansiedad, es el puto dinero. Pero eso no se va a arreglar si lo cuento así que no lo cuento. Ya se arreglará.

Mañana espero que venga Estela a cenar porque necesito soltar dramas y que ella me suelte los suyos, que el otro día casi me quedo muerto en una conversación que pensé era coña y no.

Y mira, para tonta yo. ¿Sabes ese amigo que te cuenta sus problemas, te habla de su relación y tal y te hace enternecerte y te abre su corazón y tú le ayudas como puedes a pesar de muchas cosas que lo hacen difícil pero al menos que sepa que puede contar contigo? Pues ese amigo te agradece la ayuda, te cuenta lo que pasa y cómo decide dejarlo con esa pareja. Y te va contando cómo le va, porque a ti te interesa saber si está bien o no.

Pues luego a ese amigo, cuando está bien y vuelve a tener pareja (pero no una cualquiera, sino ESA pareja), se le olvida comentarte ese pequeño detalle.

Ah, por cierto, niños y niñas menores de 20 años. Iros a la mierda. A mí ya me toreó uno de vosotros pero al menos a ese me lo follaba. No tengo ganas ni tiempo para perderlo con vosotros. Así que ya sabes, a tomar viento.

Anda y que os den por culo a todos.

El cuarto oscuro

Hoy en Facebook me ha pasado una de esas cosas que empiezan en plan jajaja jijiji y acaban derivando en discusiones trascendentales que te hacen plantearte por qué no eres un orador en la ONU o, al menos, tertuliano en Sálvame.
Lo que ha empezado siendo una casi-pelea de gatas, ha acabado convertido en una disertación sobre los cuartos oscurso y las ETS la mar de interesante. Y como en EstoyBailando además de hablar de José Galisteo - Luces y Sombras y de el nuevo videoclip de Lady GaGa "Bad Romance" y de Adrián Rodríguez Desnudo, IKEA, SEXO GAY HOMBRES DESNUDOS PENE POLLA TIO BUENO BARCELONA (ok, enough con la lluvia de tags para salir en google), pues también tenemos nuestro pequeño rincón (hablo en plural para hacerme el interesante ¿eh?) para temas importantes.
Y creo que esta conversación ha sido la mar de interesante.

Resulta que Rafiki, el del cumpleaños del otro día, ha puesto en su estado que iba a quitar algunas fotos porque por lo visto algunos se han quejado de que les haya etiquetado vestido de Drag Queen con pinta de drogadicta.
Por lo visto había aparecido algún comentario quejándose (o yo qué sé) y, no tengo ni idea de cómo, ha surgido el tema de los cuartos oscuros.
Rafiki ha comentado algo, una amiga suya ha comentado otra cosa y la frase que me ha hecho contestar ha sido una en la que se leía, más o menos:
"El cuarto oscuro es muy triste. Y encima hay una tele con porno gay en la puerta, muy triste"

La cosa ha ido más o menos así:

Hidroboy: ¿Y por qué es triste lo del cuarto oscuro y el porno gay en una discoteca gay a la que algunos van a follar?

Amiga: Pues por eso mismo es triste, por ir con la mentalidad de follar en una discoteca (dentro!)

Rafiki: Hidro, no toques los egg s con reivindicaciones, que la cosa tampoco va por ti.

Rafiki: desde un punto de vista sociológico es triste, si, con lo que mola el misterio, la emoción, no saber en qué acabará la noche...o si saldra un gorila lesbiana a atacarte cuando sales de la disco...

Hidroboy: no, ni estoy tocando los huevos ni estoy haciendo reivindicación ni sé por qué quieres borrar el álbum, simplemente digo que no veo por qué es triste que en Arena haya un cuarto oscuro.
Hay gente que va a la discoteca a beber, bailar y follar. En el cuarto oscuro o en casa, donde sea. Otra cosa es el tipo de persona que te encuentres en el cuarto oscuro de Arena, pero el hecho de que esté ahí no tiene nada de triste.

Amiga:jaaaaaaaaaaaaajajajajjjjjjjajajjajjaajajjajjjjjjajajajjajaaj lo de la gorila xXDDDDDDD
y referente a lo del cuarto oscuro... SI es MUY triste

Hidroboy: Ah vale, ahora me entero de que en una discoteca de ambiente es importante la sociología. Pues chico, si quieres misterio y emoción no hay nada mejor que un cuarto oscuro. Mejor un aquí te pillo aquí te mato rápido en un sitio discreto que montártelo a la vista de todo el mundo con cualquier imberbe al que luego pasarle el messenger, hablar tres días y acabar aburrido.

Amiga: si, eso Rafiki, metete en un aqui te pillo sida, aqui te mato :D CLARO QUE SI! que mejor emocion que na enfermedad?

Rafiki: puntos de vista diferentes. mejor conocer a la persona a la que le vas a bajar la cremallera, y quizás te aburres tres días, pero luego no tienes que esperar otros tres para darte cuenta de que por ejemplo tienes LADILLAS.

Amiga: K.O

Rafiki: creo que compartimos los mismos miedos jessica. xD

Hidroboy: K.O.? Sí, por ignorante. Claro que puedes coger ladillas, igual que las puedes coger llevándote un ligue a casa. Eso no es una cuestión de hacerlo en un sitio o en otro sino de higiene personal.
Y ¿SIDA? Sí claro, y si te lo tragas te quedas embarazada, no te jode. De nuevo no depende de follar en una discoteca sino de las medidas de precaución que tomes cuando lo haces. Si follas a pelo, en un cuarto oscuro, en tu cama o en los jardines del Edén, pues corres riesgo de coger el SIDA.
Menudo punto de vista más infantil, naïve y prejuicioso que tenéis.

Amiga:
menos lobos caperucita

Rafiki: también puedes coger el virus con el contacto de las uñas con el líquido preseminal, si te cae en los ojos, si tragas líquido PREseminal, o si el chico tiene una herida en la boca. (muy comunes por cierto cuando la emfermedad está avanzada) además de haber otro tipo de emfermedades casi peores que el VIH. vamos a ver Hidro, en serio crees que se pueden tomar todas esas precauciones en una SALA A CIEGAS?? venga hombre, una cosa es dar un punto de vista y otra cosa es tratarnos de incultos, a dos personas que prácticamente tenemos la carrera hecha.

Amiga: pues yo de ti tendria cuidado rafiki... vaya a ser que con gente asi pillemos algo "muy culto"

Rafiki: no a ver no quiero más movida que los dos sois amigos míos.

Amiga: xddddddddddd que va! movida ninguna, solo respondo a sus comentarios tan cultos y llenos de razon

Hidroboy: Ah, no sabía que en las Universidades hay un crédito de estudio sobre los cuartos oscuros. ¿Qué tendrá que ver una cosa con la otra? Rafiki, el contacto de las uñas con el líquido preseminal, si el chico tiene heridas en la boca...
eso te puede pasar hasta en tu propia casa con más luces encendidas que la loca de Valencia en plena Navidad.
Seamos un poco serios anda, que estáis haciendo comentarios propios de niños de 15 años escandalizados porque han visto una polla por primera vez.
Rafiki, el cuarto oscuro es lo que es, ni más ni menos. Un sitio en el que la gente va a lo que va sin tener que comerse la cabeza. Depende de la responsabilidad de cada uno lo que pueda pasar ahí, y sabes perfectamente que todo lo que has descrito no tiene por qué ser culpa de hacerlo a oscuras en un sitio público.
Por cierto, Amiga, éste que escribe, que es gente "así" ha follado seguramente más que tú y en más sitios que tú. Y estoy sano como un roble, no he pillado nada nunca ni he tenido ningún problema. ¿Sabes por qué? Porque no tengo una carrera universitaria y no me creo mejor que nadie pero cuando follo uso la cabeza antes que la polla y sé, por que esto no lo enseñan en las Universidades, qué medidas tomar a la hora de un contacto sexual.
Pero, sobretodo, no juzgo las decisiones y las opciones de la gente a la hora de echar un polvo.
Me encanta que pongas comentarios como el de "yo de ti tendría cuidado con gente así" porque demuestras lo que te estoy diciendo: que puedes tener siete carreras universitarias que en este tema demuestras una ignorancia (y no porque no sepas de lo que hablas sino por tu falta de amplitud de miras) que es vergonzosa.

Amiga:
JAAAAAAAAAAAJAJAJAJAJAAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJAJA bien por ti

Hidroboy: Y por cierto, Rafiki, tú te lo montaste en una cama con uno que tuvo ladillas y no las cogió en un cuarto oscuro precisamente. Así que ya ves que el sitio donde lo hagas es, en realidad, irrelevante.

Rafiki: pues si, de eso soy consciente, pero como tu bien has dicho tambien uso la cabeza antes qe el pene, y supe que debía y que no debía hacer con el. y si no al dato.

Amiga: CUÁNTA INTELIGENCIA VEO EN SUS PALABRAS!

Rafiki: y se acabo la movida en serio! preguntadme por el título del post y no por esto. no quiero peleas, ambos tenéis parte de razón y en el fondo también sabéis que el otro también tiene su parte (me incluyo)

Amiga: a mi que un tío que no conozco de nada me vacile y me venga con polladas de si ha follado o dejado de follar mas veces que yo me parece PATETICO XD pero bueno, cada uno se codea con quien quiere....

Hidroboy: Amiga, ni te conozco ni, obviamente, tengo interés en conocerte. Pero has demostrado una verdad universal: que uno puede tener muchos estudios pero ser un maleducado. Has sido tú la primera que ha soltado una falta de respeto como la de "yo de ti tendría cuidado, Rafiki, no sea que con gente así pillemos algo "muy culto"".
De ahí que te diga que yo he follado mucho (y seguramente más que tú por el sencillo motivo de que soy todo lo promiscuo que puedo ser y además soy más mayor que tú) y estoy muy sano. Nunca he tenido ningún problema derivado de una ETS. Pero no pongo la mano en el fuego y voy a ser tan hipócrita de decir que eso a mí no me pasará nunca porque no entro en cuartos oscuros porque, como bien sabéis, no hace falta cortarse las venas y restregarse con alguien que tiene SIDA para que, sin esperarlo, te toque a ti.
Eso, Amiga, no te lo enseñan en la facultad. Eso lo aprendes tú. Y yo follo en un cuarto oscuro pero sé hasta donde tengo que llegar y hasta donde no, no me creo una falsa sensación de seguridad que me haga pensar que por no practicar ciertas cosas en ciertos lugares estoy a salvo.
De todas formas, yo prefiero juntarme con gente enferma pero con dos dedos de frente que con lo contrario. Porque la enfermedad puede que tenga cura, pero es que si eres tonto entonces más no puedes dar.
He empezado a hablar del tema porque me resulta curioso que haya gente, que seguramente tiene muchas cosas mucho más "tristes" en su vida, que diga que el cuarto oscuro es algo "triste". Igual que le parece "triste" lo de las pantallas con porno gay.
Me parece curioso y bastante hipócrita, porque quien más quien menos todos hemos vivido un aquí te pillo-aquí te mato en el lugar menos apropiado para hacerlo.
Triste me parecen a mí muchas cosas de este mundo, pero no que en una discoteca se habilite un sitio en el que, el que quiera, se meta a follar. Porque eso es una opción libre de cada uno. Triste me parece, por ejemplo, el que juzga a los demás con argumentos tan sesudos como los que habéis utilizado.
Y os he llamado incultos porque estábais haciendo comentarios sobre algunas ETS más propios de una clase de parvulitos que de alguien que, supuestamente, tiene cierta cultura y cierto recorrido hecho. Vamos, que si estás haciendo un comentario de ignorante como el de "si entro al cuarto oscuro voy a coger el SIDA" pues no sé por qué te sorprende que te lo diga.
Y Rafiki, lo siento, a mí no me sirve que te hagas el diplomático ahora y que cuando una amiga tuya ha soltado la burrada que ha soltado no hayas dicho ni esta boca es mía.
Y ya que estáis, pedidle a vuestros profesores que antes de acabar la carrera os enseñen un poco de educación y respeto hacia los demás.

Amiga:
te ha costado escribir la parrafada e?? pero no tengo nin las ganas, ni el tiempo para leerla asi que, una vez mas, has perdido tu tiempo conmigo.
Ah, por cierto, un placer conocerte! :D

Rafiki: pues si, Hidro, tienes razón pero te lo tomas todo muy a la tremenda. desde el primer momento te he dicho que esto no iba por ti, y sabes que soy tu amigo, alguna vez te he prejuzgado o algo por haber follado aqui o alli? coño no, tampoco es cuestión de tomarselo como algo personal.
se acabaron las disputas que los amigos están escasos como para que nos andemos peleando por cosas tan tontas.

Un rato más tarde, tras hablar con Rafiki (y Rafiki con su Amiga), he creído conveniente aclarar las cosas:

Hidroboy: Rafiki, ya te he dicho que no es que me lo tome a la tremenda. Porque ni estoy enfadado ni nada por el estilo. Simplemente, hay temas que me tocan la moral.
Primero porque me molesta que la gente prejuzgue de forma tan gratuita cuando todos sabemos que TODOS tenemos cosas que ocultar.
Que follar en un cuarto oscuro es triste, pero luego acabas borracho montándotelo en un lavabo con el primero que pasaba por ahí y ahí entonces no pasa nada.
Y como ya te he dicho, sobre el tema de las ETS, he conocido más de un caso de gente que creyéndose a salvo por no llevar a cabo prácticas de riesgo ha acabado metido donde ha acabado metido. Por eso me "molesta" que se banalice (aunque sé que no era la intención) sobre ciertas cosas. Simplificar un tema así me parece, cuando menos, peligroso.
Y Amiga, a mí me da igual si te lees la parrafada o no. Obviamente, cuando escribes un texto con coherencia, con sentido y tratando de mandar un mensaje pues tardas más que si pones un simple emoticono.
Claro que tienes tu parte de razón en algunas cosas, pero la tienes porque lo tuyo es una opción personal. Y ante eso no hay razones que valgan. Tú no entrarías nunca en un cuarto oscuro, pero eso no implica que el que entre sea "triste". Implica que esa persona tiene otros valores, que no son ni mejores ni peores que los tuyos.
Porque posiblemente en algún momento de tu vida tú acabes, con perdón, follando en un taxi, en un parque, en un baño público o en cualquier sitio. La diferencia entre tú (y esto es lo que me molesta) y las personas que entran al cuarto oscuro es que ellas no dirán que lo tuyo es triste; seguramente te respetarán más de lo que tú las respetas a ellas.

Y vamos, que si lo que te digo no te sirve de nada pues mira, no tengo intención de adoctrinarte ni de quedar por encima de ti. Simplemente hay temas sobre los que me gusta hablar, me incumban o no, porque cuando leo según qué cosas creo que es necesario puntualizar y aclarar conceptos. Si a ti no te sirve pues no puedo hacer nada. Pero si una sola persona lee esto y le ayuda, pues ya me doy por satisfecho.
;)

Bad Romance Video



Dirigido por Francis Lawrence (que hizo los clips de "Slave 4 U" de Britney y "Waiting for tonight" de JLo y dirigió en cine "Constantine" y "I Am Legend").

Lady GaGa acaba de cagarse en todas las pseudodivas y hasta en alguna diva. No me gustaba tanto un videoclip... desde casi ni me acuerdo.

Mejora el tema muchísimo. Ella es única. La eleva hasta lo más alto y la deja ahí, esperando a que alguien intente superarla.

Srta. GaGa, si sigue usted así la amaré eternamente.

El chico que esperó mucho rato a que le atendieran en ateción al cliente

Iba a hacer una actualización para hablar de una cosa que a cierto personaje le hará mucha ilusión. Pero la dejo para otro día.

Hoy es el día de El Chico Que Esperó Mucho Rato A Que Le Atendieran En Atención Al Cliente

Resulta que GranKoala, forero de GSMSpain, abre un post para decir que lleva 50 minutos esperando en el 122 (el servicio de Atención a Empresas de Vodafone) y le suena la musiquita pero no le contesta nadie. Los foreros empiezan coñeando jajaja jijiji que si cuelga, que si no cuelgues...

Y el hombre lleva 24 horas con el teléfono conectado a la corriente y el manos libres puesto esperando a que alguien en Vodafone se digne a coger el teléfono.

Ahora mismo es más importante saber qué pasará (si cogerán la llamada como si no pasara nada, si la cogerá y le pedirán disculpas -jajajajajaja- o si, directamente, colgarán) pero el caso es que, pase lo que pase, este señor ha conseguido, casi sin querer, dejar en evidencia a una de las empresas de telecomunicaciones más importantes de Europa.

Vodafone, te has lucido. JAJAJAJAJAJAJAJAJAJA.

El chico, que es muy apañao, ha colgado un par de vídeos en youtube para que se vea que es real y que su HTC Magic está conectada a una llamada que ha durado un día. Lo que empezó siendo casi una coña ha trascendido por toda internet y no hay web en la que no se esté hablando de él. En Menéame la coña ya lleva casi 1200 meneos. En Facebook, ya lo habéis visto, ya han creado el grupo de fans y de apoyo a GranKoala.

Lo mejor de toda esta historia es que en uno de los vídeos que ha colgado en Youtube, una chica ha dejado un comentario diciendo que es teleoperadora de Vodafone, que obviamente ahí ya se ha enterado todo el mundo y que están todos tirándose de los pelos y los jefes reunidos intentando encontrar una solución: colgar o descolgar.

Esto es peor que cuando me llama LCG y no sé si cogerlo o no cogerlo. Jajajajajajajajaja.

Pero cuidado, que en Vodafone quieren darse de alta en tu vida. Lo que no sabía yo era que se referían a esto. JAJAJAJAJAJA